Author:
Oliver Knoch

Ley de la cadena de suministro de la UE: ¡Sin datos, no hay conformidad, no hay acuerdo!

La industria del deporte se enfrenta a una tarea hercúlea: el control global de sus proveedores exigido por la UE en la nueva ley sobre la cadena de suministro. La cuenta atrás para la aplicación está en marcha. Pero, ¿cómo controlar si se cumplen todas las normas sociales y de sostenibilidad? Una cosa está clara: sólo juntas podrán las marcas resolver los retos.

La buena noticia es que las tareas que tiene por delante la industria del deporte y las actividades al aire libre son tan complejas y amplias que numerosos representantes de minoristas, marcas y el Grupo Europeo de Actividades al Aire Libre (EOG) hacen un llamamiento a la cooperación. "Sólo podemos resolver esto juntos. Por eso publicaremos los resultados de nuestra investigación. Queremos compartir con el sector los conocimientos que hemos acumulado en los últimos meses", dijeron, por ejemplo, Debbie Read y Tim Fish, de Equip OutDoor, en una presentación de su informe de sostenibilidad en OutDoor by ISPO 2023.

Ley de la cadena de suministro de la UE y sus requisitos

Pero, ¿de qué se trata? La "Corporate Sustainability Due Diligence Directive (CSDD)" o Ley de la Cadena de Suministro de la UE para abreviar, está previsto que entre en vigor en 2024. Afecta a todas las empresas que operan en la UE con al menos 500 empleados y un volumen de negocios neto de al menos 150 millones de euros. Para este grupo, la normativa será obligatoria en 2026. El segundo grupo incluye a las empresas con más de 250 empleados y un volumen de negocios neto superior a 40 millones de euros. Para ellas, la ley entrará en vigor en 2028.

La legislación de la UE sobre la cadena de suministro prevé un control reglamentario que incluye multas y responsabilidad civil. Esto significa que las empresas son responsables si no cumplen sus obligaciones de diligencia debida y, por tanto, se violan los derechos humanos o se daña el medio ambiente. Básicamente, la normativa pretende exigir a las empresas que alineen su modelo de negocio y su estrategia corporativa con la limitación del calentamiento global a 1,5 °C según el Acuerdo del Clima de París. Las autoridades supervisoras de los Estados miembros de la UE vigilarán si las empresas cumplen realmente la nueva normativa. Podrán imponer multas de al menos el 5% de la facturación mundial.

Recogida de datos: ¡la industria del deporte debe actuar ya!

Para demostrar la correcta aplicación de las normas, los propietarios de marcas deben garantizar la trazabilidad de un producto hasta los proveedores de cuarto nivel (TIER 4). En concreto, esto significa que las marcas deben poder demostrar, por ejemplo, si se han utilizado pesticidas en el cultivo de una fibra de cáñamo. La recopilación y el análisis de datos son requisitos previos obligatorios para ello. Sólo con información detallada se pueden identificar los puntos débiles, aplicar los ajustes y solicitar las certificaciones necesarias a la UE. O como dice Pascale Moreau, de la consultora Ohana en OutDoor by ISPO: "¡Sin datos, no hay conformidad, no hay mercado!

La pregunta que se plantea es: ¿cómo deben recopilarse los datos? "El ecosistema de la cadena de suministro es tan complejo que la trazabilidad puede convertirse en un caso para un perfilador", afirmó Joel Svedlund en la feria de outdoor de Múnich. Y el experto sueco en desarrollo sostenible de Peak63 anunció: "La UE probablemente hará obligatorios los "pasaportes digitales de productos" en 2027. Los fabricantes tienen que prepararse ya".

Colaboración precompetitiva: las colaboraciones están en camino

El sector recibe el apoyo de asociaciones como el Grupo Europeo de Outdoor o la Asociación de la Industria del Aire Librea través de diversos sellos e iniciativas, herramientas de autoevaluación como el Índice Higg o la medición de las emisiones de CO₂ y sugerencias para su reducción. El Proyecto de Intercambio de Datos de Sostenibilidad (SDEX), que el EOG lleva a cabo junto con la Asociación Alemana de la Industria de Artículos Deportivos desde principios de 2023, por ejemplo, aborda la problemática situación que rodea al intercambio de datos de sostenibilidad a nivel de producto entre marcas y minoristas. El objetivo es normalizar diversos atributos para que los clientes puedan tomar decisiones de compra más sostenibles.

En el "Proyecto de Reducción de Carbono", el EOG está explorando formas de descarbonizar las cadenas de suministro. El proyecto es una asociación de marcas que quieren identificar proveedores comunes para discutir con ellos medidas opcionales. Katy Stevens, responsable de RSE y sostenibilidad de EOG, presentó algunas cifras del proyecto en OutDoor by ISPO. Según éstas, un proveedor abastece a una media de tres a cuatro marcas. "Un proveedor llegó a trabajar con 44 fabricantes", dijo Stevens, una palanca eficaz para poner en marcha la acción. "La buena noticia es que los proveedores están muy dispuestos a cooperar". Se pueden conseguir reducciones de CO₂ de entre el 50% y el 60% a relativamente corto plazo.

Un ejemplo que da coraje

David Eklund, CEO de Icebug, presentó en OutDoor by ISPO un proyecto piloto que se convirtió en un éxito en muy poco tiempo: Junto con cinco marcas de ropa estadounidenses, Icebug financió un techo solar para una fábrica TIER 1 en Vietnam. "El 85% de las emisiones se producen antes de que el producto salga de la fábrica", recitó Eklund. Para reducirlas, dijo, cambiar la electricidad por energía solar es la mejor receta, y mucho más fácil de aplicar que optimizar la producción de calor. Un buen efecto secundario: los costes de producción bajaron entre un 20% y un 40%. Aku, Garmont y Mammut se han unido al Programa de Ampliación de Cubiertas Solares. Con el apoyo de Icebug y el proveedor de energía solar BayWa, las tres marcas de outdoor han dado el primer paso para ayudar a su fábrica conjunta de Vietnam a pasarse a la energía solar. "Este proyecto demuestra que ninguna empresa puede hacerlo todo sola. Pero intercambiando información y compartiendo el tiempo y los costes, podemos encontrar soluciones juntos".

Share article
Author:
Oliver Knoch